Bullshot: Morriña por los disparos


Los spin-off son una práctica bastante habitual en las series de ficción y videojuegos: un personaje secundario de una obra se convierte en el protagonista de otra, sin que se trate de una secuela o una extensión de la historia original. Detrás de estos juegos derivados hay grandes personajes, como por ejemplo los emblemáticos Luigi y Wario de Nintendo, que se han desenvuelto en géneros distintos a los del propio Mario, además de adquirir una mayor relevancia de la que tenían con su papel primario. Franky F. Frank, valeriano mitad hombre mitad toro que aparecía en la saga episódica  AR-K, es el personaje que ha escogido la desarrolladora gallega Gato Salvaje para Bullshot (Gato Salvaje Studio, 2016), título que comparte ambientación con la citada aventura gráfica, pero que apuesta por la acción y el estilo directo de los shooter de scroll lateral de los 90.

Bullshot  es esencialmente un run and gun con multitud de enemigos apostados en escenarios bastante verticales. Las fases esconden zonas ocultas que invitan a la exploración: se trata de liberar a congéneres de la misma raza que Franky y de conseguir un arsenal cada vez más poderoso. Este se complementa con el arma principal (una metralleta) y potencia su capacidad ofensiva con artefactos como el lanzamisiles o el lanzallamas. Franky puede disparar en todas las direcciones (apuntando con el ratón), embestir en distancias cortas y parapetarse en las paredes para esquivar las balas. El juego mezcla acción y plataformas, aunque la versatilidad del protagonista tiene una contrapartida: los controles pueden volverse excesivamente complejos para aquellos jugadores poco duchos con el teclado y su implementación en un mando no están todo lo pulido que nos gustaría. Desde luego, el título de Gato Salvaje hai que roelo, y no solo por la cantidad de acciones que tenemos que controlar en cada momento, sino por su curva de dificultad empinada que recuerda a los juegos de antaño.

bullshot-imagen-destacada-miscelanea-startvideojuegos

Bullshot todavía tiene margen de mejora, ya que el título actualmente se encuentra en Early Access e irá evolucionando con el paso del tiempo. Aún así, el acabado hasta ahora es más que decente: con escenarios coloridos, unas animaciones variadas para Franky y los enemigos, y efectos muy conseguidos de los proyectiles y las explosiones que vemos en pantalla. Como guiño, además de la opción en HD, podemos escoger varios filtros de pantalla que simulan, por ejemplo, las imperfecciones del vídeo y que transmiten las mismas sensaciones estéticas de los juegos que pretenden homenajear.

Un punto muy destacable en Bullshot es su esfuerzo en la localización, ya que el título de los coruñeses se ha subtitulado en 26 idiomas, cifra que incluso pretenden ir aumentando. Además, está doblado en inglés, en español y, por primera vez en Steam, en gallego; esta última opción es una gran novedad que un servidor (gallego) recomienda encarecidamente. El actor Miguel Pernas se encarga de dar vida al protagonista con frases míticas rescatadas de algunas de las series de animación que, en su momento, emitió la TVG. Mientras nos deshacemos de los enemigos, puede que a Franky se le escape un “a rañala raparigo” o “morrede, miñocas”, comentarios que arrancan más de una sonrisa a los que nacimos en esta esquina de la Península.

Hay morriña por los disparos y Gato Salvaje ha sabido tirar de la nostalgia hasta en este tipo de detalles que muchas veces no se tienen en cuenta y, menos, en géneros en los que la historia suele quedar en un segundo plano. Por si queréis comprobar como luce Bullshot en movimiento, os dejamos aquí con su trailer:

No hay comentarios

Sé el primero en dejar tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *